WELLNESS BLOG

QUE PISCINA PUEDO PONER EN UN ATICO O TERRAZA

SPA EN ATICO

Para disfrutar una zona de agua sin tener un jardín.

También recibimos solicitudes de información para colocar una piscina en un ático o terraza grande.

Y con frecuencia hay dudas acerca de si la estructura de la edificación resistirá el peso, sobre la duración de la obra, sobre la garantía de estanqueidad y si provocaré humedades a la vivienda de mi vecino, etc...


De entrada, hay que tener en cuenta la sobrecarga que supone el peso de la piscina en la estructura del edificio. Para ello deberemos obtener información de un técnico cualificado. Es evidente que las piscinas o spas con una estructura ligera (como la madera o el poliéster) tienen una ventaja de partida con respecto a las que tienen estructura de hormigón armado.

Voy a partir de la premisa de que es para nuestra vivienda habitual ya construida y de que queremos utilizarla todo el año.

Ante todo hay que tener en cuenta la zona geográfica donde está ubicada nuestra vivienda.

Así, si está situada en una zona templada con inviernos suaves, lo tenemos más fácil, pues bastará la mayoría de las veces con un acristalamiento para poder usarla los meses menos favorables.

Pero en una zona fría debemos tener en cuenta que habrá que climatizar aportando calor (y por lo tanto, dinero) al agua unos cuantos meses al año.

Porque lo que queremos es tener asegurada una temperatura de agua de confort en cualquier momento del año, para poder disfrutarla. Si no, ¿para qué hemos hecho la inversión?

Y aquí surge la gran pregunta: ¿cuánto me va a costar mantener esta piscina o spa?

Pues fundamentalmente dependerá de dos factores:

1) De la temperatura deseada en el agua. A mayor temperatura, mayor coste, claro.

2) Y del aislamiento térmico, de TODO el aislamiento térmico: fondo, paredes, tuberías, superficie del agua...
y aquí los Spas y Swimspas ganan el partido por goleada. Porque las condiciones de calidad controladas durante su fabricación no se pueden reproducir en obra con una albañilería convencional.

Así, un Spa o Swimspa presentan estas ventajas con respecto a una piscina convencional climatizada:

  • Mínimo coste de mantenimiento.
  • Temperatura del agua controlada mediante intercambiador incorporado y pantalla táctil.
  • Rápida puesta en obra (1 día).
  • Permite un uso tanto lúdico como terapéutico.
  • Distintos acabados de mueble para integrarse en el entorno.
  • ¡Ah! ¡Y también podrá trasladarse contigo en la próxima mudanza!

Y entre los complementos adecuados no te olvides de prever alguna barrera vegetal u otro elemento arquitectónico para mitigar las corrientes de aire que se suelen producir en estos entornos.

Resuelve ya las dudas sobre tu próximo spa o swim spa para tu ático o terraza aquí.

¡Adelante con ese proyecto ilusionante!